Caleidoscopio / Santuario de la mujer

Tlaxcala tiene gran riqueza cultural e histórica, muestra de ello es la zona arqueológica de Xochitécatl que está ubicada en el municipio de Nativitas, es un conjunto de monumentos y piezas arqueólogicas que constituyen uno de los asentamientos más antiguos de la región sin embargo lo más destacado de este centro arqueológico es que es la única zona arqueológica dedicada a la mujer.

El nombre de Xochitecatl proviene de las palabras xóchitl, flor y tecatl, lugar, es decir «Lugar de las Flores», o «Lugar del Linaje de las flores».

La ciudad fue construida entre las dos corrientes de agua más importantes de la región, es decir, el río Zahuapan y el Atoyac; al poniente de Cacaxtla, en la loma del volcán extinto Xochitécatl o Xochitecatzin, en el cual su cima se encuentra un centro ceremonial dedicado a Tlazolteotl, diosa de la Fertilidad.

Durante 9 siglos, Xochitécatl fue el hogar de numerosas generaciones y centro ceremonial más importante de la población que ocupaba esta región geográfica en la edad del Preclásico Medio de Mesoamérica, fue deshabitada durante el siglo I d. C. después de una importante erupción del volcán Popocatépetl.

La zona arqueológica está compuesta por cuatro grandes edificios:

Edificio del Espiral. Esta construcción de forma circular adaptada a la topografía natural del terreno, data del año 700 a.c, al no contar con escaleras de acceso, se piensa que el ascenso era por los cuerpos del edificio a manera de espiral, probablemente fue dedicada a la observación de los astros y al dios del viento Ehécatl.

Basamento de los Volcanes: Este edificio se localiza en medio de la Plaza Central e inicia su construcción en el periodo Formativo Medio.

Pirámide de las Flores: En esta estructura se encontraron más de treinta enterramientos de niños y bebés, todos acompañados de sus ofrendas; siete de estas con más de dos mil figuras femenina de barro, lo que hace pensar que fueron muertes obstétricas.

Frente a las escalinatas del edificio colocaron dos pilas monolíticas, la más grande representa un sapo antropomorfo, la segunda es la escultura mitológica de una serpiente con las fauces abiertas de las cuales surgen un rostro humano; cuando estas pilas se llenan de agua reflejan el las estrellas por lo que se cree que también sirvieron para observar los astros.

Edificio de la Serpiente: Se construyó en el año 700 a. C., en la parte superior también se encuentra una pila monolítica en la cual se aprecia la lengua bífida de una serpiente y sus colmillos. Cuando fue descubierto este edificio se encontró una cantidad considerable de obsidiana, por lo que suponen que se trató de un taller lítico, ya que se obtuvieron núcleos, navajillas, puntas de proyectil, raspadores, lascas y un cuchillo de sílex.

Recorrer todo el santuario resulta una experiencia visual e histórica increíble puesto que al estar en alto se puede apreciar la cadena volcánica que comprenden el Popocatépetl, Iztaccihuatl y la Malinche, así como se logra apreciar el valle de Tlaxcala-Puebla.

En el pequeño museo de sitio exhibe alrededor de 120 piezas, de las cuales el 80 por ciento simboliza la importancia de la mujer y la fertilidad en la cultura tlaxcalteca, ya que comprende monolitos de barro de mujeres embarazadas, mujeres con niños en sus cuneros o en el regazo de la madre, lo que confirma que este lugar estaba totalmente dedicado a la diosa de la fertilidad y era un santuario especial para la población femenina, en una estructura social del México prehispánico donde las guerras imperaban y los monumentos se erigían para enarbolar el éxito de los hombres en las mismas destaca este sitio completamente lleno de la importancia de la mujer en la cultura y el misticismo que guarda la maternidad.

Esta semana el gobernador Marco Mena, recorrió este simbólico sitio acompañado por Olga Sánchez Cordero, secretaria de gobernación y Alejandra Frausto Guerrero, secretaria federal de Cultura, durante este recorrido, el gobernador reconoció que  la Administración Federal destinara un proyecto integral que contempla una inversión de 9 millones de pesos que se destinarán a la rehabilitación del Museo de Sitio y a la investigación de este lugar.

Visitar esta zona en especial para las mujeres resulta importante y conmovedor, es sin duda una visita obligada para nosotros los tlaxcaltecas y también para quienes nos visitan y desconocen de este tesoro prehispánico que tenemos a tan solo 40 minutos de la ciudad capital, un recinto digno de orgullo y admiración que es parte de nosotros.

Recomendación:

Domingos Culturales en el Crentro de las Artes ubicado en Apizaquito, actividades para todo la familia con entrada gratuita de 12-17h

Este sábado y domingo se realizará en Tlaxco el “Festival del Pulque” con un horario de 10-19 en la explanada del parque de este pueblo mágico, la entrada es gratuita y se podrá encontrar todo tipo de pulque y proveedores artesanales.