Precios caen 0.03% en febrero; gasolina magna vuelve a subir tras dos meses

(El Economista).- Al corte del segundo mes del 2019 la tasa de inflación anual se ubicó en 3.94%, cumpliendo con la meta establecida por el Banco de México (3% +/- un punto porcentual). La estabilidad de precios se explicó por un buen comportamiento en el rubro de frutas y verduras. Por el contrario, la gasolina magna rompió su racha positiva y se encareció nuevamente.

En comparación mensual, el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) cayó 0.03 por ciento. Éste es el mejor resultado para un febrero desde el 2002, que presentó un decrecimiento de 0.06%, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Los genéricos que registraron las bajas más pronunciadas en sus precios de enero a febrero fueron:

  1. Jitomate: 36.39%
  2. Tomate verde: 34.24%
  3. Chile serrano: 28.65%
  4. Nopales: 22.32%
  5. Calabacita: 18.58%
  6. Papa y otros tubérculos: 6.02%
  7. Aguacate: 3.89%

Durante este mes los agropecuarios presentaron un alto nivel de incidencia en la ponderación del INPC. En contraparte, los energéticos (gasolinas, electricidad y gas) tuvieron una menor presencia.

El precio de la gasolina magna o de bajo octanaje revirtió su tendencia incrementando 1.75% su precio en comparación mensual. Después de dos meses consecutivos de registrar caídas significativas, el hidrocarburo más consumido por los mexicanos se encareció presionando al alza el INPC.

La gasolina premium o de alto octanaje se mantiene a la baja. Con el resultado para febrero del 2019 se hilan tres meses con caídas en su precio, aunque ésta es la más modesta de apenas 0.42 por ciento.

Tlaxcala encabezó la lista de mejores resultados del INPC. En comparación mensual registró una caída de 0.53%, le siguió Guerrero con 0.48%, Querétaro con 0.45%, Puebla con 0.38% y Chiapas con 0.25 por ciento. Por su parte algunos estados presentaron una tendencia contraria a la nacional. Mientas en el país el INPC decreció 0.03% durante este lapso, en Quintana Roo aumentó 0.50%, en Nayarit 0.34%, en Baja California Sur 0.32% y en Jalisco y Durango 31%, de acuerdo con datos del Inegi.